Alimentos para resguardarse del frío

Posted on abril 19, 2009. Filed under: Bebidas, Frutos, Nutricion, Remedios Caseros | Etiquetas: , |

Ante el anuncio del SENAMHI sobre la llegada de una ola de frío en todo el país es necesario implementar nuestra dieta con alimentos que proporcionen calor y energía al cuerpo, como  sopas calientes y alimentos ricos en hidratos de carbono.

Las precauciones deben extremarse especialmente en los ancianos, niños y enfermos crónicos con afecciones respiratorias y personas desnutridas, para evitar las infecciones respiratorias agudas que pueden tener consecuencias graves.

No se debe olvidar de beber líquidos aunque no se tenga sed,  algo que suele ocurrir en invierno, por lo que una buena alternativa son los tradicionales emolientes que, aparte de hidratar, tienen efectos benéficos por sus componentes (linaza, cebada, etc).

Reservas energéticas

Para compensar el frío, nuestro cuerpo debe mantener las reservas energéticas consistentes por lo que tendemos a consumir más que en otras estaciones las carnes rojas, preferimos los pescados grasos y comemos más quesos y embutidos.

Debe tenerse en cuenta que los  productos lácteos y los quesos son recomendables en invierno, a condición de que no sustituyan a otros alimentos altamente proteicos como la carne y el pescado.

Refuerzan las defensas

Los nutricionistas recomiendan que, además de la práctica de ejercicio y de descansar bien, se deben consumir  alimentos que ayuden a estimular el sistema inmunológico.

Desde hace siglos muchas culturas han considerado al kión o jengibre como la “panacea” para los resfriados por reforzar las defensas y ayudar al organismo a deshacerse de las toxinas.

Los huevos son ricos en vitaminas del complejo B, cinc y amino ácidos, por lo que  son buenos para subir las defensas, ya que sobre todo, estimulan la producción de glóbulos blancos y anticuerpos, necesarios para mantenerse sanos.

Gracias a su compuesto de azufre el ajo fortalece el sistema inmune y puede ayudar a mantener al margen las infecciones.

Un reciente estudio demostró que las personas que consumen diariamente un tercio de taza de yogurt durante un año tienen un 25 % menos de resfríos que aquéllos que no lo hacen. Gracias a los probióticos que contiene ayuda a reforzar el sistema inmunológico.

Los pimientos rojos contienen 130 mg más de vitamina C que las naranjas y  son una muy buena fuente de este nutriente esencial que también previene y combate los resfríos.

Flora bacteriana

Si se están tomando antibióticos es necesario reforzar la flora bacteriana intestinal con yogurt y fruta fresca muy rica en vitaminas como la C que  tiene un elevado poder antioxidante y es útil contra los tumores de estómago.

En ese sentido, la fruta que se encuentra al alcance de todos los bolsillos es la naranja. Se puede elegir entre beberla en zumos o comerla entera, o incluso en ensalada, aliñada a rodajas con aceite de oliva y un poco de ajo.

También las vitaminas A y E son capaces de frenar los radicales libres, responsables del envejecimiento y de los procesos tumorales: las naranjas y los pomelos son las píldoras más eficaces para combatirlos.

Existe una gran variedad de legumbres secas, ricas en fibra, energía y proteínas vegetales considerables, con un aporte calórico adecuado al gasto energético ya que la temperatura ambiente suele ser muy baja.

Patatas y cebollas, mezcladas en ensalada, son una fuente de vitaminas, sales minerales y almidón, y pueden acompañar las carnes blancas y rojas, además del pescado.

Verduras Fritas

Son muy sabrosas, y para que no perjudiquen a la salud, basta con no abusar de ellas. Se recomienda  freírlas en aceite de oliva por cuanto el de semillas tarda más en humear y debe recalentarse.

Se pueden tomar diariamente purés y menestras de papas con arroz y parmesano.

Las coles, coliflor y brócoli no deberían faltar nunca en la mesa durante el invierno .Además  son muy útiles en la prevención del cáncer por su alto contenido en antioxidantes así como en potasio, sodio, magnesio y ácido fólico.

El poro o puerro tiene muchísimas vitaminas, especialmente en las hojas verdes, azúcares, fibra, sales minerales y gran abundancia en proteínas. Goza de propiedades tonificantes, remineralizantes y antianémicas.

¿Sabías que…?

Es perjudicial el consumo de bebidas alcohólicas en exceso por cuanto  sus efectos son transitorios y,  lejos de aumentar la temperatura corporal, provoca pérdida de calor en el organismo.

Se recomienda que las  personas de edad avanzada y enfermos del corazón no  salgan a la calle cuando hay bajas temperaturas porque  el frío ejerce sobre el corazón una tensión extra y existe riesgo de sufrir un ataque cardiaco.

De no poderse evitar es aconsejable que lo hagan con gorro y chalina para cubrir la cabeza y el rostro, sobre todo la nariz y la boca para evitar la entrada de aire frío en los pulmones.

La Cruz Roja recuerda la importancia de llevar una vestimenta adecuada, que es aquélla que no impide una correcta circulación sanguínea y que proteja del viento y sea resistente al agua. Hay que evitar las prendas ajustadas para que el aire circule entre la piel y la ropa.

En la sierra, especialmente las zonas altoandinas, uno de los problemas más graves es la hipotermia que se define como una situación que se caracteriza por la caída de la temperatura corporal central por debajo de 35 grados.

Los síntomas más comunes son el entumecimiento de manos y pies, coloración de la piel, mareos y temblores incontrolables.

En estos casos es importante saber que en condiciones de humedad o en el agua el enfriamiento es veinte veces más rápido que en el aire.

Los pacientes en coma, desnutridos, aquéllos que han sufrido una intoxicación, ya sea por alcohol o medicamentos, pueden sufrir una hipotermia, puesto que en todos hay riesgo de que disminuya la producción de calor por el organismo.

Ante los cambios de estación es muy importante cuidar lo que comemos para fortalecer nuestro sistema inmune. Algunos signos nos advierten que nuestras defensas se encuentran bajas: Los fumadores pueden tener dolor de garganta dando la impresión de estar cogiendo un resfriado que al final no llega, pueden aparecer pupas en los labios, cansancio mayor de lo habitual, heridas que tardan en cicatrizar, dolores musculares sin haber hecho ejercicio y debilidad del cabello.

Make a Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: